El rival más bravazo

Con la tranquilidad que lo caracteriza, Sergio Markarián salió al frente para hablar sobre la actuación del árbitro boliviano Raúl Orosco en el encuentro ante Chile. “No le echo la culpa al árbitro. Creo que no debió ser el árbitro. Yo ya hice todos los avisos y advertencias. Que no estamos con los ojos vendados, que sabemos ver, que nos damos cuenta”, dijo.


Asimismo, el “Mago” manifestó: “No quiero enjuiciar al réferi. Cuando yo arbitro en las prácticas me equivoco tanto que no debería arbitrar. El problema es con los que me dejan hacerlo. Por ahí está el asunto, no soy yo”.

Recomendaciones