Lo recibieron como si fuera el hijo pródigo

Contento de volver a casa se mostró Juan Carlos Mariño, quien ayer cumplió su primer entrenamiento con Cienciano, en San Jerónimo, donde fue recibido en gran forma por el “Checho” Ibarra, quien lo presentó ante el plantel de jugadores.

 


“Vengo porque tengo contrato con Cienciano hasta el 2012, pero por ahora conversé con Juvenal y es hasta diciembre, hasta el fin de la liguilla, luego ya veremos. Soy consiente de las dificultades que pasa el equipo, pero estoy acá para darme íntegro y salir del fondo”, precisó el ‘Burrito’, quien superó una contractura y se encuentra en óptimas condiciones.

 


Feliz con su llegada

 


El “Checho” solo tuvo palabras de elogió para Mariño al término de la práctica. “Es un refuerzo de clase internacional, solo espero que se aclimate pronto y este apto para el inicio de la liguilla ante Melgar”.


Recomendaciones