¡Avancen, Germanos!

Alemania ha dejado claro en su primer partido que va muy en serio en Sudáfrica. La selección de Joachim Löw despachó sin mayores complicaciones a una atrevida Australia por 4-0 y encarrila su pase a octavos de final.



Alemania no sintió la ausencia de Michael Ballack, quien quedó afuera del Mundial por una lesión, y dominó cómodamente a una Australia que amontonó gente atrás, pero no logró descifrar los movimientos tácticos de los alemanes, que constantemente le ganaron la espalda a los defensores oceánicos.


Podolski abrió el marcador a los 8 minutos, tras fusilar al portero Mark Schwarzer desde unos 13 metros. Posteriormente, Miroslav Klose dijo presente en el marcador en el minuto 26, luego de adelantarse a una mala salida del golero australiano ante un pelotazo largo.


Poderío teutón


Los otros dos goles llegaron cuando Australia jugaba con un hombre menos y no encontraba la forma de frenar los ataques alemanes. Müller marcó en lucida jugada personal, tras hacer pasar de largo a un rival, y Cacau lo hizo entrando solo por el medio, dos minutos después de haber reemplazado a Klose.

Con esta goleada, Alemania es líder del Grupo D con tres unidades y este viernes enfrenta a Serbia, por la segunda jornada.   


Recomendaciones